Promocione sus productos o servicios con nosotros
Febrero de 2020

Empaques sostenibles para alimentos frescos, un reto para asumir desde la materia prima

Conozca las últimas novedades en materiales para el diseño de empaques amigables con el medio ambiente.

Hoy en día, una gran parte de los empaques usados para la protección de alimentos (plásticos de un solo uso en su mayoría) no son degradables y su disposición ha redundado en problemas ambientales complejos, como la contaminación de ríos y océanos y, con ello, el fin de cientos de especies animales y vegetales que allí habitan.

Esta problemática, acentuada en escenarios reales de cambio global, ha impulsado la exploración y desarrollo de nuevos materiales de fácil reciclaje, biodegradables o reutilizables que, mediante su uso generalizado, permitan reducir la cantidad de residuos y las emisiones de gases de efecto invernadero, al tiempo que garantizan el uso sostenible de los recursos del medio ambiente.

Aún de cara a diversas barreras para el reciclaje de plásticos, como la ausencia de un suministro estable de materiales de calidad, dificultades para separar e identificar los plásticos y tecnologías limitadas de reciclaje, la industria de empaques de alimentos ha logrado hacerse a nuevas materias primas como plásticos biodegradables hidrosolubles que pueden eliminarse junto con residuos orgánicos.

A continuación, presentamos algunas de las novedades más destacadas:

  1. Sin perder de vista la importancia de preservar la seguridad y calidad de los alimentos, se han desarrollado empaques con recubrimientos antimicrobianos y antioxidantes que además de ser comestibles, ayudan a prolongar la vida útil de los alimentos y los protegen de factores externos como la humedad.
  2. Hay otros materiales novedosos como las películas de resina vegetal con PET reciclado desarrolladas por Sealed Air para su línea CRYOVAC. Estas son empleadas principalmente para el empacado al vacío de comida de mar, o en empaques flexibles para pastas frescas y carnes ahumadas y cocidas, entre otros.

Además de disminuir la cantidad de plástico en empaques de alimentos, haciéndolos más sostenibles, el PET reciclado tiene propiedades de barrera y es apto para usar en equipos tradicionales de procesamiento de empaques.

  1. Finalmente, entre esas nuevas soluciones para concebir empaques sostenibles para alimentos frescos destacan también películas nano compuestas biodegradables desarrolladas a base de polímeros de almidón de fuentes naturales como, por ejemplo, la papa y la yuca.

 


Palabras relacionadas:
Empaques, protección de alimentos, plásticos de un solo uso, contaminación de ríos, océanos, desarrollo de nuevos materiales, fácil reciclaje, biodegradable, residuos, emisiones de gases de efecto invernadero, medio ambiente, reciclaje de plásticos, materiales de calidad, empaques de alimentos, plásticos biodegradables hidrosolubles, residuos orgánicos.
x

Otras noticias relacionadas